lunes, 4 de noviembre de 2013

El Atleti se acostumbra a vivir de fiesta

Día de las Peñas en el Vicente Calderón. Hasta hace poco, se interpretaba esta celebración (o cualquiera) como sinónimo de derrota a orillas del Manzanares. Eso es pasado.
El de ayer es el quinto triunfo consecutivo del Atlético de Madrid en el Día de las Peñas (2013- 2-0 al Athletic; 2012- 2-1 al Valladolid; 2011- 3-1 al Zaragoza; 2010- 2-0 al Getafe; y 2009- 3-0 al Numancia), a lo que hay que sumar que el Atleti también lleva ganando de forma concatenada los últimos cuatro Días del Niño. Hay que desterrar viejos tópicos fantasmagóricos.

DIEGO COSTA, EL LIGÓN DEL GRUPO
El Atleti se ha convertido en un grupo en fiesta permanente que se apunta a toda celebración.
Diego Costa es el ligón del equipo. Lleva de fiesta toda la temporada. Cumple el patrón del matón de discoteca. 1,90, cachitas, pendientes, una sombra de barba cerrada siempre asomando. Siempre moja. A veces incluso dos en una noche.
Hasta ahora, el resto del grupo le hacía la cobertura y Diego Costa era el único que entraba a las chicas. Hasta ahora.

VILLA, SU NUEVA PAREJA DE CAZA
Desde hace un par de semanas tiene otro compañero en racha, David Villa. Todo lo empezó también con un doblete y desde entonces no ha parado de pillar. Es una pareja de marcha veterana, con muchas conquistas a sus espaldas y múltiples artimañas en su repertorio. Con un estilo de los de antes, patillas afiladas, gomina para dominar su flequillo a lo Daniel el travieso, está pletórico de confianza y se acerca a las presas rivales con decisión.

La prueba de ello es que ya hasta se atreve a “quitarle” a Koke una falta de ésas que habitualmente siempre cuelga el canterano para pegarla él directamente a puerta.
En menos de media hora, el asturiano lo intentó por tres veces. La citada falta (que atrapó Iraizoz), un disparo desviado tras una buena colada por la izquierda con un bonito recorte, y una gran volea que el meta bilbaíno salvó a bocajarro con una gran mano.
A la cuarta llegó la vencida. En un centro de Juanfran desde la derecha, tras un buen envío profundo de Adrián, Iraola despeja de cabeza, pero el rechace cae a pies de Villa, que conecta una volea con la derecha que tras tocar en un defensa termina en la red (1-0). Cuarto gol en tres partidos del Guaje. El sexto esta Liga.

EL PORCENTAJE DE ACIERTO DE COSTA
El doble más uno lleva Diego Costa. El brasileño sigue engrandeciendo partido a partido su sociedad con Koke. En menos de diez minutos, pase profundo del vallecano, cabalgada del hispanobrasileño por la izquierda, y remate al lateral de la red tras quedarse sin ángulo.
Otros diez minutos después, la asistencia es de Filipe (otro que está que se sale. Hasta cinco caños hizo el amigo en el partido...), y Costa va afinando puntería. Esta vez, su disparo cruzado con la zurda lamió el poste...
Y es que no le hacen falta muchos intentos al brasileño y a la tercera fue la vencida. Ya comparé su trece goles en 42 disparos (26 por ciento). Cristiano ha tirado más del doble para lograr la misma cifra: 94...(12 por ciento).
porcentaje de acierto hace poco con los de Cristiano Ronaldo y Messi. Ahora, suma
Nuevo pase profundo de Koke, carrera vertiginosa de Diego Costa y como por arte de magia, pasa de estar rodeado por dos defensas a quedarse solo ante el portero. Recorte con la zurda, se la lleva con la derecha, y definición del manual que está empezando ya a exhibir como habitual (2-0).

LA SEGUNDA PARTE SOBRÓ
No hizo falta más. Entre un gol y otro apenas transcurrieron ocho minutos (32 y 40) y la segunda parte sobró.
Ambos pudieron hacer más goles: Diego Costa con un zurdazo (está empezando a pegarla de manera indiferente con cualquier pierna) por encima de la escuadra, y Villa con un cabezazo en el primer palo a centro de Adrián que volvió a sacarle a bojarro Iraizoz.
Y del Athletic no hubo noticias de por qué anda quinto en la tabla y coquetea con la Champions. Se fue sin disparar a portería y sólo Muniaín, a falta de menos de diez minutos, culminó con un derechazo desviado una buena jugada personal.
Valverde dispuso una sorprendente defensa de cinco, con Gurpegi, San Jose y Laporte, y la gente de clase como Beñat o De Marcos apenas la olió.
El miércoles vienen a Madrid unos austriacos de Erasmus y el domingo hay una buena fiesta por Castellón. Fiesta de categoría con el cuarto de esta Liga. Con la pareja Villa-Costa, que el ritmo no pare.

2 comentarios :

maria jose sandino aguilera dijo...

Hola Jose,

Me gustaria intercambiar enlaces por medio de un articulo de calidad relacionado a la tematica de su sitio, si es de su interes por favor contacte conmigo para mas detalles.

Mary,
Un saludo

Anónimo dijo...

Qué bien escribes José , como la vida misma! me encanta tu blog tan fresco y didáctico :).
Un abrazo atlético fuerte.